Historias de una Fat Bike - #Ep.2 - Día de estreno

Han pasado varios días desde que prácticamente me dejó montada (click aquí para leer el episodio #1) a falta de algunos componentes. Durante este tiempo, ha entrado diversas veces en la habitación donde estoy y se ha quedado algún que otro rato observándome. Ayer mismo dejaba por aquí el manillar que aún me faltaba junto con la potencia. Como ya os conté anteriormente, soy una Fat Bike y presiento que el día de mi estreno es inminente.

Un nuevo sábado amanece, es temprano y le oigo ya levantado. Se enciende la luz de la habitación donde estoy y por la cara que trae esto huele a que el día de mi estreno ha llegado, tal como se lo oí decir por teléfono el otro día.

Está desempaquetando un manillar Easton Havoc 35 en aluminio de 800mm. de color verde a juego con el resto de mi cuadro y una potencia de la misma marca y modelo, en color negro.

Parece ser que el largo del manillar no le convence porque se ha liado a cortar con la sierra para dejarlo a 760mm. Luego ha tenido que cortar uno los puños Esigrips para acoplarse bien al mando rotatorio del cambio Rohloff.

Ha hecho unas comprobaciones finales en los ajustes de las manetas de freno y repaso de aprietes en la tornillería en general, y se ha marchado apresurado sonriendo hacia la habitación.

No me equivocaba;  mochila, casco, guantes... ¡hoy es el gran día! Me ha cogido y estoy cruzando todo el piso camino de la puerta. Por lo que veo, no vive en una casita de madera en plena montaña con un sendero que empieza en el patio de atrás, como pasa en muchos de esos vídeos que suele ver de vez en cuando.

Por fin veo las primeras calles de Barcelona, hemos salido del portal y desde el segundo 0 nos mira todo el mundo con el que nos cruzamos. Se ha abrochado el casco, puesto las gafas y ya estamos recorriendo los primeros metros juntos. En el horizonte diviso lo que parece vegetación y montaña, parece que, después de todo, tampoco estoy en plena ciudad a kilómetros y kilómetros de la naturaleza.

Ahora mismo se está partiendo de risa, los coches aminoran cuando nos ven, en un paso de peatones no arrancaban pese a tener ellos el semáforo en verde e incluso han pasado dos en una furgoneta y el copiloto se ha asomado gritando: "¡ese camión!". Se confirma finalmente que, lo de ser una fat bike, no es lo habitual por estos lares.



Hace 20 minutos que salimos de casa y ya estoy pisando una pista de montaña, atrás toda Barcelona se divisa desde la altura. Hace un dia bien soleado y el terreno está seco, seco. Parece ser que lo de nieve por aquí, vamos a tener poca.

Va probando tanto el cambio como los frenos repetidamente, verificando que las 14 velocidades del Rohloff entren sin problemas así como esperando que las pastillas de freno Shimano se vayan adaptando al disco porque, ahora mismo, frenar no frenan demasiado.



Estamos en la Carretera de Les Aigües, una pista forestal restringida al tráfico de vehículos a motor que, en este tramo, transcurre paralela a Barcelona, las vistas son espectaculares. Creo que es un buen lugar al que he ido a parar.


En las subidas se lo está tomando con calma, creo que hago honor a mi nombre y me pese el culo bastante, sobre todo por culpa del buje con el cambio integrado y la tija telescópica, aun así, no parece importarle mucho. Desde el manillar tiene el mando remoto para bloquear la horquilla y realmente se nota cuando nos comemos algún bache, en parte también porque aún tiene que empezar a toquetear el tema presiones, un tema muy distinto a lo que está habituado en su otra bicicleta.



Llaneando es otro cantar y se le ha dibujado una sonrisa en la cara enseguida, a la que cogemos algo de velocidad, la propia inercia de las ruedas permite llevar unos ritmos bastante interesantes, aunque no hay que pasarse tampoco no vaya a ser que nos llevemos por delante a algún runner, ciclista o perro suelto, con semejantes ruedones lo pasaríamos por encima sin enterarnos...

Primeros senderos de bajada, un camino estrecho de menos de medio metro de ancho y bastante revirado es la primera bajada oficial que hago en mi vida de Fat Bike, parece que se lo conoce bastante bien porque me está llevando como quiere, eso sí, lo de que los frenos apenas sigan sin frenar ha conseguido arrancarle algun que otro improperio al viento.

Otro tema que no acababa de tener claro es el de la tensión de la correa, ni muy tensa ni muy floja, por el momento parece que todo va bien, porque tensa no se ve y saltos al pedalear tampoco ha dado, algo que habría sido síntoma de poca tensión. Por lo que voy notando, la sonrisa en su cara va en aumento a medida que avanzan los kilómetros.


Creo que ha llegado la primera prueba de fuego... tras volver a estar un rato subiendo varias pistas, hemos llegado a una pequeña explanada, una casa abandonada a la derecha con una especie de estatua de un león parece ser el inicio de un sendero de bajada. Se ha parado, me ha apoyado con cuidado contra el suelo y se está poniendo unas coderas.

Arrancamos ya, desde luego esto es mucho más divertido que las aburridas pistas que hemos estado subiendo. El camino apenas tiene 2 palmos de ancho y las piedras y raíces se suceden. Ya vuelve a hablar solo, menos mal que en medio del monte nadie le oye... Que si cortar el manillar a 760 ha sido un acierto, que si es mucho más manejable en curvas de lo que imaginaba; nos lo estamos pasando bomba.

Ha hecho un alto en el camino, después de toda la sesión de fotos que lleva haciéndome, parece ser que ahora también graba vídeos... pues nada, es el momento de debutar para la gran pantalla.

video

Culo atrás rozando los 4.8 de balón de mi rueda trasera y ya tenemos superado uno de los puntos más técnicos de todo el sendero. Ha soltado un grito de guerra a lo mariachi mientras continuaba la marcha y, la verdad, esto de ser Fat Bike veo que es bastante divertido.

Muy interesante esta primera salida y parece ser que he aprobado con nota, estamos ya poniendo rumbo a casa y ya habla de por dónde irá en la próxima ruta.

Ni dunas desérticas, ni nieve a la vista, soy una Fat Bike de Barcelona y mis aventuras no han hecho más que comenzar. ¡Nos vemos por el monte!


6 comentarios :

Anónimo dijo...

Hola,

¿Cómo lo has hecho para meter la correa en el cuadro?

Saludos.

P.D.: Bonita bici!

BCN Biker Team dijo...

Muchas gracias Anónimo. Este cuadro está pensado para esta posibilidad y las vainas traseras están hechas en 2 piezas, por lo que se pueden separar ligeramente para pasar la correa.

¡Un saludo!

Anónimo dijo...

Hola,

Soy el mismo "pesao" de antes, jeje. Gracias por la respuesta, pero tengo más dudas. ¿Tienes pensado publicar tus sensaciones con la transmisión por correa? Es que me interesa y estoy intrigado. Ya que se necesita una tensión considerable para que la correa funcione debidamente, no tengo claro si al ir en marcha da la sensación de mucha fricción o por contra es pura suavidad y silencio.

Gracias y felicidades por el blog.

BCN Biker Team dijo...

Muy buenas, no te preocupes que aquí nos gusta hablar de bicis a todos ;-)

No se que "tensión considerable" es la que tienes en mente exactamente, la correa si está muy tensa causa desgaste prematuro del plato/piñon y si está muy floja salta. Esto último no me ha pasado y tampoco considero que esté muy tensa ya que tiene cierta holgura. Tengo en mente no tardar mucho en comprar un comprobador de tensión para correas y así ir 100% a lo seguro.

Sobre la suavidad de funcionamiento, realmente la hay, pero tampoco puedo decirte que sea la panacea porque hay que recordar que detrás la bici monta un buje Rohloff que no quiero ni saber exactamente lo que pesa y una cubierta de 4,8 que, lleve uno cadena o correa, eso se nota sí o sí; sin embargo yo siempre subo lento y con calma lleve esta bici o una de 8 kilos, por lo que es un tema que realmente me preocupa poco.

Más allá del silencio, que poco silencio hay cuando se rueda con semejantes cubiertas, lo que es una delicia es saber que no te has de preocupar por limpiar/engrasar la cadena en la vida y que de un simple manguerazo dejas la bici practicamente lista para la siguiente salida.

¡Un saludo!

Planet Mountain bike dijo...

¡Buenas! Llego casi un mes tarde, pero lo importante es que he llegado :D

De nuevo tengo que darte la enhorabuena por este post y me encantaría comentarte la posibilidad de colaborar en mi blog algún día si te interesa, porque me encanta cómo escribes. Envíame un correo a contacto@planetmountainbike.com si algún día quieres escribir allí.

Un saludo

BCN Biker Team dijo...

Un placer que nos sigáis, Planet MountainBike, en breve contactamos con vosotros que seguro que algo bueno haremos juntos ;-)

Publicar un comentario

 

Visitas y bikers

¡Síguenos!

¡Síguenos en Facebook! ¡Síguenos en YouTube! ¿Nos mandas un email?
Powered by Blogger