NUBE Tubeless - Análisis

En el mundo del MTB y, aún más en el enduro específicamente, somos avasallados constantemente con novedades. Normalmente no va más allá de la renovación anual de los modelos de la marca en cuestión, que no suele ser más que un lavado de cara, nuevos colores y diferentes componentes, pero de vez en cuando aparecen en el mercado novedades realmente interesantes por parte de pequeñas marcas o incluso ciclistas independientes que crean artilugios que realmente responden a una "necesidad".

Este último es el caso de la NUBE Tubeless, un invento que pretende acabar con los golpes en las llantas al rodar con baja presión. Se trata de un cilindro macizo de espuma densa unido por los extremos que se coloca alrededor de la llanta, entre ésta y la cubierta, protegiendo la llanta de golpes y, a la vez, la cubierta de ser mordida como se puede ver en la imagen inferior.



Así que, teóricamente, podemos reducir la presión sin miedo a dar un llantazo y evitar las rajas en la cubierta.

Como podéis imaginar el montaje al tener que introducir un cilindro de 50mm de diámetro en la cubierta en el momento de colocarla en la llanta se va a complicar ligeramente, ya que la NUBE queda abrazando la llanta.

A la hora de la verdad, el montaje es sólo un poco más complicado que el de la cubierta tubeless. El primer paso es no haber tirado la caja, ya que en ella viene pegado un clip metálico que se introduce en la válvula para que la NUBE no obstruya el paso de aire y líquido tubeless.


Para proteger la NUBE y no hacer un agujero con el clip, la protegimos con un par de vueltas de cinta americana y la rodeamos una brida para mejorar aún más la entrada del líquido. Nos parece importante evitar agujerear la NUBE ya que se trata de una espuma de celda cerrada para que no absorba el líquido tubeless y en caso de agujero la absorción sería mayor.


Llegado el momento de colocar la cubierta introducimos primero uno de los lados, colocándolo completamente en la garganta de la llanta. Una vez en su sitio, colocamos la NUBE, con cuidado de que la brida quede sobre el clip. Para todo el proceso se agradecen otro par de manos, pero se puede hacer sin ayuda, aunque quizá debas usar manos y pies u otras partes del cuerpo que te permitan sujetar la parte de la NUBE que intenta salirse de su sitio mientras tú intentas colocar el resto.

Con la NUBE en su sitio sólo nos queda colocar el otro lado de la cubierta, en este caso será algo más complicado porque tenemos la NUBE ocupando el espacio. Hay que conseguir llevar el talón de la cubierta hasta la garganta de la llanta, lo mejor es empezar a introducirlo por el lado opuesto a la válvula e ir introduciéndolo por ambos lados hasta llegar a ella, donde seguramente necesitemos ayudarnos de algún desmontable.

Hasta aquí lo difícil porque el talonado de la cubierta es mucho más fácil con la NUBE colocada, ya que empuja la cubierta hacia fuera, en todos los casos talonamos los neumáticos con bombas de taller, sin necesidad de compresor.

Así es como queda la rueda con la NUBE, sin aire y sin talonar con unos setenta kilos encima:


Sobre el terreno la NUBE ha cumplido sobradamente sus funciones hasta el momento. Ha sido testada duramente durante casi un mes en la rueda trasera, con fines de semana en los Pirineos con mucho desnivel, rocas, flow y velocidad, y muchos quilómetros por nuestras trialeras preferidas en casa. Las han montado dos riders, ambos en unas llantas WTB Frequency i-25 con neumáticos Maxxis Minion DHR II 2.3 EXO TR y Specialized Butcher 2BLISS GRID 2.3.

Por pura casualidad ambos han rodado casi todos los quilómetros con 1.8 bares de presión bajando puntualmente a 1.5 y 1.6 bares respectivamente para testear realmente el funcionamiento de la NUBE. En ningún momento se ha sentido flaneo en la rueda trasera y, por supuesto, ningún pinchazo inoportuno. Ambos riders coinciden en que su presión ideal es 1.8 bares, pero sin NUBE los dos rodaban por encima de 2.1 bares, dependiendo del terreno. Con la NUBE han podido bajar a la presión deseada, con lo se aumenta la tracción considerablemente a la par que la comodidad.

No nos queda más que recomendar encarecidamente la NUBE a todos aquellos que les guste bajar fuerte sin llevar los neumáticos a 3 bares. Únicamente la hemos probado en la rueda trasera, ya que la delantera no nos parece tan susceptible de sufrir golpes; los probadores ya están rodando entre 1.3 y 1.6 bares en la rueda delantera sin problemas. Sin duda nos parece imprescindible en aros de carbono, únicamente sustituible por un kit Procore de Schwalbe.

El único punto flaco de la NUBE es el clip anti obstrucción, sabemos que los creadores de la NUBE están trabajando en ello y esperamos que pronto den con una solución para no tener que preocuparse de agujerear la NUBE y de si será compatible con tus válvulas, ya que uno de los probadores tuvo que cambiar la válvula por una ligeramente más ancha para poder usarlo.



Datos de interés:
Producto: Espuma antillantazos

Medidas: varios tamaños y durezas, consultar
Precio: 25 euros un.
Dónde comprar: Nube Tubeless Facebook  






¿Quieres saber algo más? ¡Déjanos un comentario!

 

3 comentarios :

Anónimo dijo...

pues nosotros la hemos probado y no es para tanto, tampoco es una novedad, ha habido varios experimentos parecidos que han acabado dando los mismos malos resultados, si rompes romperas igual puede que un poco mas pero acabaras rompiendo

Anónimo dijo...

Es de agradecer el tiempo que destinais y los comentarios que dais sobre los productos que probais, que nos ayuda a conocerlos mejor y podemos valorar si nos interesa.

Espero no os desmotiveis con comentarios negativos con poco fundamento para que sigáis con ganas de opinar en éste mundillo.

BCN Biker Team dijo...

Gracias a ambos por vuestro comentarios; nos encanta probar cualquier producto, luego ya se sabe, cada cual tiene su punto de vista y no siempre lo que a uno le gusta o sirve, le va a ir bien a todo el mundo.

¡Nos vemos por el monte!

Publicar un comentario

 

Visitas y bikers

Powered by Blogger